enero 12, 2009

La guerra de los autobuses, la tetera y el peso de la evidencia

Hoy han aparecido en Barcelona los carteles de autobús de la campaña a favor del ateísmo promovida por la UAL (Unión de Ateos y Librepensadores) de Cataluña. Los carteles en cuestión muestran el siguiente mensaje:


La campaña ha tenido inmediatamente su respuesta en una segunda campaña de publicidad en autobuses, esta vez en Madrid y con carteles que rezan (nunca mejor dicho) así:

"Dios sí existe. Disfruta de la vida en Cristo"

Esta pequeña guerra de eslóganes en el trasporte público es espejo deformado de la ocurrida hace unos meses en el Reino Unido. Allí ocurrió exactamente al revés. Empezó con una campaña religiosa en autobuses de Londres. Los carteles difundían una cita bíblica, concretamente:

(Lucas, 18:8)
“Cuando venga el Hijo del hombre,
¿encontrará fe en la tierra?”


Y se incluía una dirección web, en la que podía leerse un edificante versículo de Mateo: “Pasaréis la eternidad en los tormentos del infierno”. En respuesta a esa campaña la columnista del Guardian Ariane Sherine empezó a promover una campaña publicitaria de corte ateísta, que tras ciertos debates y algunas modificaciones requeridas por la ley de publicidad británica, tomó la forma:

"There's probably no god.
Now stop worrying and enjoy your life"

de la cual es calco exacto la campaña barcelonesa. Dejando al margen el debate acerca de si la elección del eslógan es buena o mala, y dejando también al margen las reacciones de ciertos representantes de organizaciones religiosas (algunas no tienen desperdicio), me llama la atención la muy diferente manera de formular las frases que tienen unos y otros: "Dios probablemente no existe" y "Dios sí existe". Parece que a estas alturas de la vida hay demasiada gente que aún no entiende el concepto de la carga de la prueba ("lo normal se presume, lo anormal se prueba"). Bertrand Russell proponía hace sesenta años su famoso ejemplo de la tetera:
"Si yo sugiriera que entre la Tierra y Marte hay una tetera de porcelana que gira alrededor del Sol en una órbita elíptica, nadie podría refutar mi aseveración, siempre que me cuidara de añadir que la tetera es demasiado pequeña como para ser vista aún por los telescopios más potentes. Pero si yo dijera que, puesto que mi aseveración no puede ser refutada, dudar de ella es de una presuntuosidad intolerable por parte de la razón humana, se pensaría con toda razón que estoy diciendo tonterías. Sin embargo, si la existencia de tal tetera se afirmara en libros antiguos, si se enseñara cada domingo como verdad sagrada, si se instalara en la mente de los niños en la escuela, la vacilación para creer en su existencia sería un signo de excentricidad, y quien dudara merecería la atención de un psiquiatra en un tiempo iluminado, o la del inquisidor en tiempos anteriores."

La religión es el ejemplo perfecto de un tipo de falacia lógica que se llama argumento ad ignorantiam: se afirma una proposición ("Dios existe"), no se tienen pruebas que refuten dicha proposición, por tanto dicha proposición es cierta. Quienes anuncian "Dios sí existe" están proclamando algo extraordinario: es en ellos en quien recae la carga de tener que probarlo, y no en el escéptico la carga de tener que probar lo contrario. Los autobús de Madrid tienen que probar lo que están afirmando, los de Barcelona no lo necesitan.

Pero, ya que el escéptico no tiene por qué demostrar la no existencia de un ente tan improbable como el Dios del Antiguo Testamento, ¿a qué viene la campaña atea de los autobuses de Londres y Barcelona? ¿Por qué habría que molestarse en hacer algo así?

Pues porque la religión merece ser atacada. Richard Dawkins llevó un paso más allá el argumento de la tetera de Russell:
"La razón por la que la religión organizada merece hostilidad abierta es que, a diferencia de la creencia en la tetera de Russell, la religión es poderosa, influyente, exenta de impuestos y se la inculca sistemáticamente a niños que son demasiado pequeños como para defenderse. Nadie empuja a los niños a pasar sus años de formación memorizando libros locos sobre teteras. Las escuelas subsidiadas por el gobierno no excluyen a los niños cuyos padres prefieren teteras de forma equivocada. Los creyentes en las teteras no lapidan a los no creyentes en las teteras, a los apóstatas de las teteras y a los blasfemos de las teteras. Las madres no advierten a sus hijos en contra de casarse con infieles que creen en tres teteras en lugar de en una sola. La gente que echa primero la leche no da palos en las rodillas a los que echan primero el té."
Y esto es algo que no deberíamos olvidar, y menos que nunca en estos momentos en los que en Gaza se está combatiendo una guerra que, aunque nadie parezca querer decirlo en voz alta, es una guerra de religión.

16 comentarios:

Chivy dijo...

Gracias por tus palabras y tu apoyo.

Besos!

Henmex dijo...

no habia escuchado ese argumento aunque la verdad no creo que haya de ser destruida la religion, si la organizacion religiosa, a mi lo que crea alguien en particular lo respeto y me quito el sombrero, pero las iglesias organizadas que se dedican a decir que esta bien y que esta mal.... son un maldito matadero de borregos.

saludos

Shepperdsen dijo...

A Dawkins se le olvidó decir que los creyentes en las teteras no se unen a leer los libros de instrucciones de las teteras, ni que pasan la vida atemorizados por una tetera cruel y vengativa que les va a castigar eternamente.
Y sobre todo, sobre todo, sobre todo, porque a los creyentes en las teteras les da igual con quién (o con cuántos) te acuestes, y si lo llamas matrimonio. ¡Hombre ya!

@ELBLOGDERIPLEY dijo...

Bueno, una entrada de altura, en la que alguien no habla de las rebajas...:-)
¿Un nexo común entre ateos y religiosos y tal? Te lo digo fácil: $, €...
Porque claro, probablemente eso de "dios no existe, así que deja de preocuparte y disfruta de la vida..", puede ser completado con: "Con la cuenta corriente bien, claro"...y lo mismo en los otros. Lo de Gaza es una guerra de religiones, sí, pero también de ricos contra pobres...
Y claro, la pregunta es: ¿Es dios el dinero? Porque encima el dios de la Biblia, era pobre de solemnidad, y eso la gente religiosa acomodada, como que no lo sigue mucho, pero la atea acomodada tampoco come garbanzos guisaos a diario, claro...
Entonces, es que es todo muy injusto, se mire como se mire, porque hay gente muy religiosa, que tiene según que enfermedad, y no confía en que les salve dios, sino un médico, y se van a un buen hospital, y con eurillos, igual se salvan con un tratamiento que otra persona no podría pagarse...
Te advierto que siendo bastante agnóstico, tengo serias dudas internas, sobre si dios no lleva una banda magnética y un holograma...Porque además ¿Qué hay detrás de cualquiera de las dos campañas? Dinero, dinero, dinero...¿No?
En una fórmula científica de alguien de letras (para que te rías, -desarrollo poco-: "+ es los religiosos", "~, es los ateos"): += € ó bien ~= €
(Era por estar a la altura de Russell, y dárme unos airecillos, pero ni de coña cuela):-)
Besotes.

Nyc dijo...

Pues yo le daba con la tetera en la cabeza a más de uno

BIRA dijo...

Qué grande eres, Sufur, y con qué maestría cuentas las cosas!

Estos dos "capos" que nos has traído hoy a colación lo han expuesto de una forma bestial. Cuándo daño han hecho y, lo peor, hacen esas religiones que pretenden salvar al mundo. Cuánto odio encierran y cuánto asco me dan, cada día más.

Lo de Gaza es una vergüenza de dimensiones infinitas, lo que está haciendo la comunidad internacional no tiene nombre (ah, claro, que aquí no habemus petróleo, vaya hombre vaya). Mira, paro aquí, porque hoy no tengo el día y me estoy poniendo de los cohetes.

Para ti besos, claro, tan cariñosos como siempre: muaka, muaka!

Oyieth dijo...

La religión en cierto sentido es necesaia, porque mucha gente simplemente no puede aceptar el hecho de que en realidad son espiritualmente libres.

Mi postura ante el tema es simple, es bonito pensar que hay una fuerza en el universo a la que le importar, y te ama. Es estúpido pensar que tal fuerza te incita a odiar, o a rechazar ciertas personas.

Aunque, es cierto. Es mejor dejar de preocuparnos de estas cosas y disfrutar la vida.

Saludoz.

Oyieth dijo...

La religión en cierto sentido es necesaia, porque mucha gente simplemente no puede aceptar el hecho de que en realidad son espiritualmente libres.

Mi postura ante el tema es simple, es bonito pensar que hay una fuerza en el universo a la que le importar, y te ama. Es estúpido pensar que tal fuerza te incita a odiar, o a rechazar ciertas personas.

Aunque, es cierto. Es mejor dejar de preocuparnos de estas cosas y disfrutar la vida.

Saludoz.

Johny Idea dijo...

IRÉIS TODOS AL INFIERNO, QUE ES DONDE DEBEN ESTAR TODOS LOS HEREJES E INFIELES...

¿CÓMO OSÁIS AFIRMAR QUE EXISTE UNA TETERA EN ORBITA ENTRE LA TIERRA Y MARTE CUANDO TODO EL MUNDO SABE, AUNQUE NO QUIERA RECONOCERLO, QUE ES UNA CAFETERA?

SUFRIRÉIS EN EL INFIERNO DE LA CAFETERA POR INSINUAR TALES HEREJÍAS

Thiago dijo...

Bueno, yo pensaba escribir sobre este tema, pero ya he visto varios post sobre ello y ya no me apetece.

Pero gracias a esta campaña yo he descubierto el argumento definitivo de la prueba de que DIOS NO EXISTE y es justo la FELICIDAD, y lo voy a exponer brevemente aprovechandome de tu blog, jajaj

A ver, yo pienso que si hubiera un Dios creador que hizo el mundo tendria que ser:

a) Estar feliz de lo que hizo. Y esto es contradictorio, pq el mundo es una puta mierda... Puede ser dios feliz con esa mierda que ha creado? Seria un dios gilipollas.

b) Está infeliz con el mundo creado: Y esto es absurdo, pues entonces es gilipollas y estupido, ¿para que crear un mundo que le produzca infelicidad si el es dios? Y si es así, y todo lo puedo, pq no lo arregla?.

c) Le es indiferente. Y esto ya me parece la polla, Un dios indiferente que su propia creación le traiga al pairo ya me parece la polla, jajaj

Asi que Dios no existe o si existe es gilipollas.


Y eso hablando de dios. Que si pienso ya en la Trinidad, en el cordero pascual, en la virginida de su madre, etc. etc.. es que ya me meo todo, jajaja

Bezos.

Sufur dijo...

Acabas de describir bastante elocuentemente el argumento de la teodicea, Thiago ;-)

Hola, Oyieth, bienvenido a mi blog. Puedo estar de acuerdo contigo en que es bonito pensar que existe un ser supremo que me ama, pero que a mí me haga sentir mejor no significa que exista. La esperanza en que me toque un día la lotería y me saque de la pobreza es algo que me hace mucha ilusión, pero eso no garantiza que me vaya a tocar... En cuanto a lo estúpido que resulta pensar que tal fuerza pueda incitar a odiar, ¿has leído recientemente el Antiguo Testamento?

gaysinley dijo...

A veces me sorprendes aún más s cabe con tus geniales posts. No sabía lo de Cataluña, si lo de Madrid que lo había visto en la prensa gratuita que dan en el metro, que fuerte!

Un besuco

Peritoni dijo...

Muy bien dicho. (Ya has visto que hace tiempo hago campaña en nuestro blog).
Yo hace tiempo que a mis amigos les digo: No creo en la religión ni en dios. Y desde hace un tiempo NO me merecen respeto las ideas religiosas de los demás.
Una persona que cree ciegamente en la existencia de dioses es como una que cree en Aramis Fuster, y da igual las carreras que tenga.

Sero dijo...

derrida dice que el hombre moderno (creo) es aquel que es capaz de avanzar aunque sabe que bajo sus pies no hay más que un precipicio. o algo asín.
si no hay dioses o si los hay, dejémoslos, son ellos los que nos juzgarán. el problema es creerse tan dios como los que están arriba y empezar los juicios sin permiso, aquí abajo mismamente

MM de planetamurciano.tk dijo...

Al cabo de la calle, me encantaría poder explicarme tan bien como lo ha hecho usted akí, ke da gusto. Pero luego va y se me calienta la boca y me olvido de los argumentos, cuando sería taaan fácil tirarles por tierra todas esas milongas.

Nils dijo...

Entonces hay una tetera entre La Tierra y Marte y nadie es capaz de verla? qué cosas!

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

Adoradores