enero 04, 2010

Llamadme raro si queréis...

La mejor manera de culminar unas vacaciones en Segovia es terminarlas fuera de Segovia. Madrid es un lugar perfecto para una cura de desintoxicación.

Mirando escaparates por Fuencarral, un muchachote en pleno modo cruising somete al osezno a un escáner completo, cara-cuerpo-paquete, por partida doble, con una intensidad de mirada capaz de atravesar el plomo.


Esa misma noche, tomamos una copa con nuestro amigo J. en el Fu3l. El bar está hasta los topes de bears, cubs, musclebears, polarbears y demás fauna peluda, para la cual soy completamente invisible. No así el osezno, que recibe un abundante número de miradas apreciativas o francamente depredadoras a lo largo de la noche. En un momento dado, bromeo con el osezno diciéndole que si llevara la camisa más abierta eso podría ser consierado como incitación a la violación, y J. aprovecha la broma para desabrocharle al osezno un botón y meterle mano por el pecho.



Al día siguiente vamos a ver Spamalot. Tenemos asientos en segunda fila y desde donde estamos podemos asomarnos a mirar el foso donde se encuentran los músicos. Uno de ellos se da cuenta, nos devuelve la mirada y se queda sonriendo y haciendo contacto ocular con el osezno hasta que éste se pone colorado y retira la mirada.

Cenando en el Casavostra un grupo de chicos entra en el local y se dirige hacia la zona de fumadores pasando a nuestro lado. Los dos más rezagados se quedan mirando al osezno y lascivamente se cuchichean algo el uno al otro. Los miembros de otra pareja, sentados en la barra, se pasan la cena echando miradas de reojo al osezno.

Este tipo de cosas me molestaban bastante hace años, pero no por el motivo que puede que estéis pensando. Lo que me tocaba la moral (y la autoestima) era no ser yo el centro de las miradas. Afortunadamente con los años he ido aceptando que en todo equipo hay que repartirse las tareas: él carga con ser el guapo y el inteligente, mientras que yo soy el gracioso de la pareja. Ya no tengo la autoestima tan baja como cuando era jovenzuelo.

No, ahora mi reacción es bastante distinta. Cuando pasan estas cosas, miro a mi interior analizando mis sentimientos y lo que descubro es... ¡lujuria! Me pone cachondo ver cómo le miran y le desean, sabiendo que al final de la noche soy yo quien compartirá su cama. De modo que me he pasado el fin de semana con un subidón de agárrate y no te menees.







PD1. Dentro de la sección "Provicianos Ven Famosillos En La Capital", en esta ocasión tenemos a Cecilia Freire, la profesora medio mema de "Física o Química", avistada frente al teatro Lara, a Jean Franko, potente actor porno con cara de australopiteco, detectado paseando frente a nuestro hotel del brazo de un anciano mecenas, y a Pedro Zerolo, cuyo parecido con la Duquesa de Alba crece día a día, visto en la sección de música clásica de la Fnac.

PD2. ¿Qué tendrán los musicales? Como bien dicen la propia obra de Spamalot, en todo buen musical hay una (o dos) canciones de amor, una (o dos) canciones en las que interviene todo el elenco, y un judío. Me pregunto cómo es posible que baste con que aparezca la canción de amor o la canción de todo el elenco para que uno se emocione, aunque la letra no diga nada más que tonterías...


14 comentarios:

PasaelMocho dijo...

a) El Fu3l está divertido si no está lleno, claro. Ideal para los viernes.

b) Spamalot me pareció graciosa pero con un texto muuuuuuuuy malo.

y c) Se acabaron las bobas. Foto del osezno YA.

Johny Idea dijo...

Buf, cuánto tiempo sin mirar el blog. Mis vacaciones han consistido en tocar el ordenador lo mínimo posible. Claro, que todavía me queda otra semana más para disfrutar a partir del 11 (moríos de envidia los que ya no tengáis). Lástima no poder haber quedado en los madriles este año, pero c'est la vie.

Y para los que quieran saber cómo es el Osezno, que ya está más bien crecidito, os dejo el siguiente enlace (aunque las fotos no le hacen justicia):
http://es.wikipedia.org/wiki/Ursus_arctos_arctos

rickisimus2 dijo...

Mi querido y admirado Sufur:

Leyendo tu entrada saco la misma conclusión que sacaba mi padre (q.e.p.d.) hace muuuuchos años al salir con mi madre: "prefiero que me envidien a que me tengan lástima". O sea, que haces muy bien en tener el subidón cuando miran tanto al osezno, aunque eso ataque a tu egocentrismo sufurista. :P

Así que cuando miren al osezno ya sabes... que miren, que miren, pero el que f*lla con él eres . :D

Saco una conclusión y es que de "jovenzuelo" estabas para tomar pan y mojar, así que ahora no debes estar tan mal.

¡Ah! Solicitamos una foto del osezno para hacer de él objeto de sueños lúbricos en noches de soledad. Que no solo miren y disfruten los que pueden veros en carne mortal, sino el universo internetero. Además puedes hacer experimentos con tu maravillosa cámara (¡qué envidia tengo!) ;)

¿Qué tal el musical? No hablas mucho de él, así que no parece que sea especialmente recomendable ¿verdad?

Don Otto Más dijo...

Pues a mi eso de los maricas que miran me parece muy gracioso... Mi #L es muy wapo y yo no, yo tengo unas tetas preciosamente grandes y él no... en verano, cuando vamos juntos, no me quitan ojo, en invierno, que vamos cubiertos, es alrevés, jisjisjis!

starfighter dijo...

Vaya, que tendré que pasarme un verano de estos por Santander a mirar la fauna local ... estoooo, a hacer un cursito en la UIMP ;p

Sr_Skyzos dijo...

Me uno a la petición de una foto del osezno, que nos has puesto los dientes muy largos...

Sufur dijo...

Cuánto sabes, Mocho... se me olvidó hacer mención a tus OWLs

Pues sí, señor Idea... mucha envidia nos da esa semana extra de vacaciones.

He de admitir, Rickisimus, que yo de jovenzuelo no era exactamente como el de la foto... :-P

Algo parecido nos pasa a nosotros, Otto: yo también atraigo más miradas en verano, y eso que mis tetas son bastante mediocres.

Starfighter: cuando vengas a la, ehm, UIMP, avisa y nos tomamos unas copichuelas.

Skyzos: si me da palo colocar incluso fotos mías, jajaj... además, si veis al osezno os enamoraréis perdidamente de él y ya no seréis capaces de dormir tranquilos el resto de vuestra vida :-D

Shepperdsen dijo...

Que:

a) Felíz Año,
b) Al Sr.Skyzos también lo miraban más que a mí... hasta que me dejé la barba, y ahora juego en otra liga completamente distinta.
c) Voy a crear una página de fans en Facebook de "Queremos que Sufur publique una foto del osezno".
d) Búsqueme un curso de la UIMP que le pueda colar el año que viene a mis jefes y me voy pallá a gastos pagaos.

Abraços!

Thiago dijo...

Bueno, cari, buena publicidad para tu oso por si decides venderlo... Aunque a mi especialmente no es una fauna que me guste mucho, la verdad. Lo que si está claro es que si tu oso es tan atracativo como cuentas (claro que en Madrid un oso nuevo es como si lloviera petroleo del cielo) y está contigo, digo yo, que algun atractivo tendras tu, no? Creo que eso es lo que hay que pensar.

Lo que no entiendo es que en un club de osos solo tenga exito tu oso y no tu, puesto que entre esos tipos y fenotipos y genotivos, tiene que haber osos y amo-osos. Al igual que en el resto hay activos y pasivos, jaja no se si me explico: hay osos y aquellos los que les gusgtan los osos (verbigracia tú) o es que los osos solo se gustan entre ellos? pues que antipaticos, jajajaja

Bezos y abrazos del oso.

Eleuterio dijo...

A mí también me encanta que lo miren mucho a F.
Bienvenido al club.

MMdeplanetamurciano dijo...

Si kiere ke lo miren, véngase al Planeta y ya verá como sólo tengo ojos pa usted.
Me siento muy identificado, por cier; en las oseras tampoco me mira nadie, jo...

Peritoni dijo...

Me apunto tu técnica, porque yo soy un celoso asqueroso y mi chico también es el centro de atención cuando vamos juntos... grrrrrrrr

Sufur dijo...

Jo, Shepperdsen, yo no puedo dejarme barba... ¡no me sale nada bien! Estoy condenado a tener el mismo look por los lustros de los lustros...

Thiago, la única explicación que le veo a que alguien como el osezno esté con alguien como yo es que follo de vicio :-P

Hagamos un club de in-celosos, Eleuterio... ¿lo nuestro será una parafilia?

No me explico lo de su invisibilidad, señor Mm... por lo que sé y lo que intuyo, usted se merece más que meras miradas...

Los celos son una cosa rarísima, Peritoni... yo jamás he tenido celos a causa de mis novios, pero sin embargo sí que los he sentido por amigos... Ya hace años que dejé de intentar entenderlo: los caminos del Monstruo Spaghetti Volador son inexcrutables, y además están manchados de salsa de tomate :-P

Totó dijo...

Sí, bueno... Una reacción rara más que nada porque la gente no está segura de su pareja (qué triste, por otro lado)...

En cualquier caso, ¡me gusta el enfoque práctico de excitación! xD

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

Adoradores