febrero 28, 2009

Duerme, mi niño

A veces lo único que necesitamos es que alguien nos diga que todo irá bien.

De pequeños nos basta la voz de nuestra madre para que nos sintamos seguros en mitad de un huracán. Luego crecemos, o tal vez no tanto, porque seguimos necesitando de vez en cuando que una voz querida venga en nuestro rescate, ahuyentando pesadillas.



7 comentarios:

Shepperdsen dijo...

Aprovecha que ahora tienes todo el fin de semana por delante para agradecérselo. :) Bom fim de semana!

Nils dijo...

nada de ir al laboratorio en domingo!

Nyc dijo...

Esto se pasa, no? No vamos a estar así siempre, verdad?
Un abrazo

Odi Noyola dijo...

^-^Wao!

gaysinley dijo...

Shisssshhhh!... ahora que no me oye nadie, te susurro al oido: tranquilo mi niño porque todo va a salir bien!

Besos reparadores!

Henmex dijo...

a mi hya una que me tranquiliza que se llama "nada te turbe"

BIRA dijo...

Todo irá bien, ya verás. Dentro de poco te reirás de los malos ratos que estás pasando.

Yo sigo necesitando que sea Mamá la que me lo diga. O Papá... nadie ha conseguido nunca el mismo efecto que ellos.

Besotes cargados de energía positiva!!!

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

Adoradores