abril 09, 2010

Rural spa

Con todos ustedes... ¡otra entrada programada!

No termino de tenerlas todas conmigo. De alguna manera, he dejado que el osezno me convenza para hacer el viaje más exótico al que me he enfrentado nunca. Marco Polo, a nuestro lado, un mindundi. Nos vamos, señores y señores, a...


Tirando la casa por la ventana, diga usté que sí.

La explicación oficial es que estamos estresados y nos hace falta un fin de semana largo de no hacer nada en absoluto. La explicación extraoficial es que estamos ahorrando para otro viaje más largo que haremos en unos meses. Ambas explicaciones son válidas, pero ahora justo antes de empezar el viaje me asaltan un par de dudas.

La primera es si lo de "Spa Rural" va a ser algo de este tipo:


o más bien, como me estoy temiendo, de este otro:



La segunda duda metafísica es si un culo de mal asiento como yo se va a adaptar a estar unos días en un pueblo en el que no hay absolutamente nada que hacer. Mal pinta la cosa... para el osezno. Porque aunque me llevaré libros y música para parar un tren, mucho me temo que tras pocas horas de estar tumbado en la cama mirando al techo el maníaco que llevo dentro surgirá con fuerza indomable, buscando desesperadamente algo que hacer... ¿Qué será, será?

¡Cuánto sufrir!




5 comentarios:

Eleuterio dijo...

Disfrute vuesa merced y cuéntelo después a sus fieles lectores (con fotos indecentes).

Allau dijo...

Eso de "spa" es un neologismo que ofende. Déjelo en "spank", que es más agradoso.

rickisimus2 dijo...

Pasadlo muy bien.

M. y yo también tenemos planes para ir a hacer ese viaje exótico.

Como bien dice Eleuterio, cuéntanos a la vuelta y haz fotos indecentes.

Sufur dijo...

El sitio, encantador.

El circuito spa, normalito.

La comida, buena.

El masaje antiestrés de hora y media, glorioso.

¡Los polvazos es el enorme jacuzzi de la habitación, insuperables! :-)

ChicoTóxico dijo...

ains... en un jacuzzi...

quemegustami...

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

Adoradores