junio 20, 2009

De Rodríguez

Sin que sirva de precedente, han cambiado las tornas y ahora es el osezno quien se va de viaje, quedándome yo en casa con los gatos. Hace ya bastante tiempo que no practico la españolísima tradición de hacer de Rodríguez, y la verdad es que no las tengo todas conmigo.

No ayuda demasiado, por aquello de la envidia cochina, el hecho de que el osezno se vaya a un sitio que tiene este tipo de cosas:




Y, por qué no decirlo, también este otro tipo de cosas:




Para quien aún no lo haya adivinado, estoy hablando del principal destino para aquellos interesados en conocer la


Y no doy apenas más pistas:


En tanto que yo me quedo en La Nube preparando los cursos de verano. Aunque hacer de Rodríguez también tiene sus ventajas: durante casi dos semanas podré dedicarme a ese tipo de placeres que uno no puede disfrutar, al menos fácilmente, cuando está con pareja. A saber:
  • Tragarse maratones enteras de series frikis (clic) o de culto (clic, clic)
  • Tomar gazpachos y vinagretas
  • Trasnochar
Entre otros. Así que ya se lo he dicho al osezno: dependiendo de cómo me adapte a la vida de rodríguez, a su vuelta puede encontrarse o bien con la cerradura cambiada y las maletas a la puerta, o con un Sufur hecho un guiñapo con las uñas roídas y en plena crisis nerviosa. Che sarà della mia vita, chi lo sa...







14 comentarios:

Nils dijo...

y qué hace el osezno en Mikonos????? un congreso?

Thiago dijo...

jaja pobriño, me das una pena.... ahora bien, yo no dejaría ir a mi novio a un sitio así, la verdad, parece ideal para ir en pareja.. y si le das una sorpresa?

Bezos

PasaelMocho dijo...

Oso panda, oso panda,
dime por dónde andaaaas

Peritoni dijo...

Nene no quiero ser agonías pero es más peligroso estar en esa isla que comer gazpacho y ver la tele, jajajajajajaja.

Nsotros como nuuuunca nos separamos, cuando alguna vez estamos dos días fuera (2,no más) estamos muy raros.

gaysinley dijo...

Ay pobrecito!. La verdad que jode, viendo esas fotos, jo, con las ganas que tengo yo de islas griegas, de verdad que lo de tu viajes vaya, pero vamos que el osezno se ha desquitado con éste, que envidia!

Pero bueno tu disfruta de tu momento Rodríguez y campa a tus anchas por la casa y demás...

Be patience!. Un besazo cuore.

Deric dijo...

hacer de rodríguez también puede estar bien! aunque viendo los "peligros" que correrá tu osezno, yo me preocuparia...

rickisimus2 dijo...

¿Cómo es que no te has apuntado con el osezno? Además, mientras él curra, tú te ibas a la playita.

Qué ganas de volver a ver esas series.

Sufur dijo...

Acertaste, Nils: congresazo, lo que no está reñido con sol y mar y buenas vistas :-)

Ya me gustaría a mí darle una sorpresa y plantarme allí, con lo que me gusta Grecia, Thiago, pero no tengo la economía tan boyante... además de que justo en medio tengo que impartir unas clases en un curso de verano, sob sob

Mocho: si es un oso panda, digo yo que dónde puede estar mejor que en China...

Peri: envidia que me dais, que no os separáis. Nosotros, con nuestro estilo de vida, hay veces que estamos juntos :-P

Tú dí que sí, GSL: que disfrute y que se lo pase bien, que se lo merece, y además descansando de un servidor, que soy un pesao.

¡Benvingut, Deric! Tampoco es para tanto, jeje. Él es ya mayorcito para saber dónde meterse con toda libertad... lo que me da es una envidiaaaaaa jaja

Sufur dijo...

Si tuviera dineros y vacaciones, Rickisimus...

Nyc dijo...

Llego un poco tarde, pero bueno...
La parte de los gazpachos no la entiendo (su incompatibilidad con la pareja, quiero decir)

Sufur dijo...

Él lo detesta, Nyc... incluso el olor. Por eso el gazpacho no entra en casa a menos que él salga antes, jeje

Johny Idea dijo...

¡Aaarrrggggsss!

El sábado estuve rememorando en sueños cierta estancia en Xania y en la bahía de Lykos. También paseé por Loutro.

Lo mejor del sueño es recordar aquellos lugares. Salí a dar una vuelta de casa y me encontré paseando por la calle Angelou (donde estuve alojado hace ya unos veranos, sinfg) y la Domenico Theotocopulus, de Xania (Creta). Me encaminé al puerto antiguo dando un rodeo por la calle del hotel Nostos (cuyo nombre no recuerdo). En el puerto antiguo me senté en una terracita y me pedí un "cafekriomegala" (cafefriosinleche, que ya no recuerdo el nombre de los granizados o frapés de café en griego). No recuerdo haberme tomado el "granizado de café" pero, al levantarme de la terraza, estaba ya en la terraza del hotelito de la bahía de Lykos (¿Restaurante Mythos?) y me fui caminando tranquilamente hasta la habitación nº 14 (en realidad no recuerdo si ese era el número, aunque sí que era la penúltima). Entré en ella, me asomé al balcón y, sacándo la cámara de fotos que hasta ese momento no llevaba, rehice oníricamente una foto que me encanta de ese sitio. Salí de la habitación y, por arte del rey del sueño, me encontré caminando por el "paseo marítimo" de Loutro. Lo de paseo marítimo es por llamarlo algo.
Ahí se acaba lo que recuerdo del sueño. No recuerdo haber vuelto a casa.

Lo peor de recordar el sueño es la nostalgia por unas buenas vacaciones pasadas en Creta. Lo oníricamente malo es que, como mi intención onírica era salir de casa y darme una vueltecilla, no aparece nadie en mi sueño. Lo oníricamente peor y preocupante es que, en mi caso, no había ninguna tía buena en la que fijarse. Había gente en el sueño, pero pasaba entre ellos como si fuesen parte de la decoración del entorno.

MM dijo...

Al macarra del taburete le hacía yo unos deportes olímpicos intimamente ke se iba a kedar muerto.
Dígale al osezno ke no beba vino de resina, ke eso sí ke tiene peligro y el arte de lo griego.

Sufur dijo...

Y yo, señor Mm, y yo... Y ahora que lo menciona, al osezno le encanta el vino de resina, y el tsikoudia, que es el orujo cretense (adonde va a ir cuando acabe con Mykonos)... lo que no soporta, y con razón, es el ouzo :-P

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

Adoradores